Global Humanitaria continúa llevando a cabo acciones de ayuda en Ucrania. Allí hemos realizado una nueva entrega de alimentos en la Escuela de Secundaria 19 de Zhytomir ciudad cercana a Kiev que ha padecido ataques rusos estos días. La ong está trabajando con contrapartes en terreno para hacer llegar alimentos a niños y niñas de todo el país.

Los envíos de remesas de alimentos se están realizando en terreno donde llevamos a cabo gestiones para establecer alianzas con contrapartes que trabajan en Ucrania y en Dorohusk, en la frontera con Polonia. El presidente de la organización, Andrés Torres, ha querido transmitir situación de desasosiego de estos menores y sus familias en Zhytomyr “por el día están en la escuela, pero por la noche algunos de estos menores duermen en búnkers.”

Global Humanitaria ha estado repartiendo kits de alimentación en diferentes colegios de Ucrania como el de la imagen de Zhytomyr, que cuenta con 1.338 alumnos. Hemos vestido a «Globalita», imagen de la ong con la bandera de Ucrania en señal de solidaridad con quienes están padeciendo las atrocidades de esta guerra.

La organización hará llegar también ayuda humanitaria básica al centro de refugiados de Dorohusk en la frontera con Polonia. En una tercera fase, si la situación de conflicto se dilatase en el tiempo, se prevé proporcionar asistencia educativa a niños y niñas ucranianos desplazados en España.

En guerra desde el 24 febrero

Hasta el momento se calcula que la guerra ha causado la muerte de más de 2.000 civiles, según el Servicio Estatal de Emergencias de Ucrania (como recoge RTVE) y Naciones Unidas eleva la cifra de refugiados a casi 3 millones de personas. Alrededor de 400. 000 niños y sus familias huyen hacia países colindantes. Polonia, con una población de 38 millones de habitantes, ha recibido en estos 20 días alrededor de 1,6 millones de desplazados.


Imagen: Entrega de packs de alimentos en la Escuela Secundaria 19 de Zhytomir. Hemos vestido a «Globalita», imagen de la ong con la bandera de Ucrania en señal de solidaridad con quienes están padeciendo las atrocidades de esta guerra, especialmente la infancia (Global Humanitaria)